Narambuena asegura que existió mala praxis

Posted on noviembre 19, 2020, 7:57 pm

La vecina que perdió a su madre el año pasado, apuntó al Hospital local por la atención y afirmó que un médico legista confirmó la mala praxis.

María Rosita Paternitti falleció el año pasado en el mes de septiembre luego de permanecer varias semanas internadas entre Cutral Co y Neuquén.

Su hija, Gabriela Narambuena,  inició acciones legales contra el Hospital de Cutral Co por Mala Praxis y la causa tuvo un impulso el 2 de Noviembre ya que recibieron un estudio.

La familia contrato al médico legista Héctor Fernando Villaba, que realizó un informe con el cuadro y los controles de enfermería y allí se escribió que “la occisa habría contado con mayores chances de sobrevida si se llevaban adelante los procedimientos correctos”.

La parte de informe a la que se remiten dice, “María Rosita Paterniti falleció de una sepsis multifocal, originada por una diverticulitis complicada que no fue debidamente tratada ya que se cometieron errores, omisiones y considerables retrasos en las implementaciones de los procedimientos necesarios. Resulta incuestionable que de haberse actuado a la lexartis, la occisa habría contado con mayores chances de sobrevida”.

El 2 de Noviembre la fiscal de Neuquén con las pruebas analizadas remitió las actuaciones a la fiscalía de Cutral Co el 3 de Noviembre.

Narambuena afirmó que con estos informes pueden llegar a buen puerto con la denuncia penal de mala praxis.

Cronología de la internación de Rosita Paterniti

La mujer mayor comenzó a asistir en compañía de su hija de manera reiterada a la guardia del hospital local desde el mes de mayo del 2019 por dolores abdominales, pero la medicaban para cuadros gripales y la enviaban a la casa.

Esto siguió ocurriendo y no quedó internada por la alta demanda de camas, hasta que el 21 de mayo la mujer quedó en observación unas horas y después fue enviada a su casa, pero en la madrugada del 22 de mayo no aguantó los dolores y requirió una ambulancia.

Narambuena indicó que una médica detectó complicaciones y que debía ser operada con urgencia, pero esto fue descartado por una especie de interna “me dicen que la van a pasar a terapia intermedia y en uno de los primeros partes una médica terapista me dice que hay que operarla lo antes posible, era evidente que había que actuar de forma urgente y ese mismo día coordino con los cirujanos y uno me dice ‘a mi una médica terapista no me va a decir cuándo debo operar, yo lo decido, a esa dradejala con su escuelita clínica”.

El 31 de mayo se verifican más problemas abdominales luego de una tomografía computada “en 40 minutos me llaman y dicen que hay que firmar porque hay que operar a la madre ya mismo a las 9 de la mañana”.

Sin embargo manifestó que ese día los cirujanos participaron de una conferencia de prensa y la mujer entró al quirófano pasadas las 13 “el 31 de mayo estaban en conferencia de prensa cuando me dijeron que era urgente la operación, pero si querían hacer la conferencia porque no me dejaron ir al Castro Rendón que era lo que pedía desde el principio”.

Después de la operación se detectó un “pedazo de carne” adherido a otros órganos “un detalle que quiero marcar es que después de la 1era operación me dijo que el plastrón lo tenía mi madre adherido al útero y a la vejiga”.

Después de esta operación la mujer queda con una colostomía por una diverticulitis y queda con una bolsita para evacuar sus eses pero en los partes médicos decían que no funcionaba del todo “si no funciona la colostomía debe ser corregida en las 48 horas y ella estuvo 14 días sin evacuar”. Después de ese problema la mujer fue nuevamente operada y se le extrae un bolo fecal de tamaño importante.

Luego de salir del coma inducido la mujer manifestó que se sofocaba y le faltaba el aire, pero según su hija no hicieron caso de eso “quiero recalcar que mi madre me decía que estaba con dificultad respiratoria y acá decían que era una sensación, que era un sofoco o broncoespasmo, pero no podía ser si no le hacían una placa torácica en 4 días. En el castro Rendón le realizan un estudio de laringoscopia y se le detecta un granuloma por encima de la tráquea que le obstruía el 35 % de la luz traqueal y eso está relacionado al sofoco”.

Para el mes de julio se deriva a la mujer al Castro Rendón de la capital neuquina y el 16 de ese mes se le hace una análisis integral y se la interviene inmediatamente “si estaba todo bien como puede ser que la manden a quirófano” sostuvo la hija de Rosita.

Además detalló que “en esa intervención lo que se realizó fue un lavaje abdominal porque estaba todo contaminado, las vísceras estaban expuestas, el tejido de granulación y subcutáneo afectado y la idea era achicar todo eso”.

La mujer pierde la vida el 4 de septiembre por su complicado estado de salud, “la vuelven a asistir con respirador y comenzó a tener una infección respiratoria en los pulmones asociada a una neumonía y después se produce su fallecimiento el 4 de septiembre. A ella dejan en un coma inducido el 2 de septiembre y las causas del fallecimiento fueron 4 y eso llama la atención”.